Skip to main content

EL SONIDO DEL SILENCIO

 



 

Por Jorge Manuel Zelaya Fajardo

www.jorgemanuelzelaya.com

Diciembre 9, 2020

 
 
  

 “Escucha el silencio. Tiene mucho que decir.”

-- Rumi   

 

El título de estas breves líneas puede parecer una contradicción intrínseca. Se puede pensar que el silencio es completa ausencia de sonido. De igual manera, se puede pensar  que el sonido solo viene de las palabras. Hoy, escribiremos del sonido de los pensamientos.

Hace un par de décadas (aclarando públicamente que era yo prácticamente un infante  por si esta haciendo los números el apreciado lector), escuché por primera vez el concepto de ondas cerebrales.  Eso sucedió al participar en un seminario taller  del Método Silva, donde el instructor nos  explicó con detenimiento lo que significaban las ondas cerebrales. En esos días yo cursaba  mis primeros años de la carrera de ingeniería, por lo que el tema encajaba perfectamente con la matemática y física estudiadas en las aulas.  Sin embargo, fue hasta varios años después, que me di cuenta de la importancia de las ondas cerebrales en la vida de un ser humano.

Las ondas cerebrales son las pulsaciones eléctricas que de manera sincronizada y armónica se dan entre las neuronas (billones de unidades o células fundamentales del cerebro humano comunicadas entre si diariamente). Son las comunicaciones intimas en la raíz de nuestros pensamientos, sentimientos y comportamientos.

Para efectos prácticos y de una manera bastante atrevida, las definiremos, estableceremos sus diferencias y sobre todo, buscaremos su aplicación para tener una mejor calidad de vida.  

Las ondas cerebrales son como notas musicales. Algunas son de alta y otras de baja frecuencia, ocupándose todas en la melodía de nuestro diario vivir.  Su velocidad es medida en Hertz (ciclos por segundo) y existen en bandas (mientras más baja frecuencia se tiene mayor amplitud de onda) Científicamente las ondas cerebrales no pueden 20000verse; pero pueden medirse con un electroencefalograma. Dichas ondas son:

 

Infrabajas ( menores de .5 Hz) : Muy poco conocidas, difíciles de detectar y medir. Se cree que tienen un rol en las redes cerebrales.

Delta ( de  .5 a 3 Hz):  Son las ondas del profundo dormir sin soñar y de la meditación. No hay contacto con el mundo exterior. La curación y regeneración están asociadas en este estado, por lo que el dormir adecuada y apropiadamente tiene un efecto extraordinario en la salud. El cerebro, aunque quieto, no está completamente apagado nunca.

Theta ( de  3  a 8 Hz):  Son las ondas que ocurren cuando dormimos. Son nuestra puerta al aprendizaje, la memoria y la intuición. Es donde nos enfocamos adentro y no afuera. Soñamos ( etapa REM)  e imaginamos con claridad diáfana. Es el lugar donde están nuestros miedos, temores y pesadillas.

Alpha (de  8  a  12 Hz):  Son las ondas del aquí y ahora. Del momento presente y atención plena. Permiten coordinación mental, calma, sentido de alerta, integración  mente-cuerpo y aprendizaje puro. El paseo por un parque, un descanso en playa o una película muy interesante en televisión son buenos ejemplos.

Beta (de  12 a  38 Hz):  Son las ondas que dominan nuestro estado consciente. Están dirigidas a las tareas cognitivas del mundo exterior. Estamos alertas, atentos, involucrados en resolver problemas y tomar decisiones.  Van desde poco involucramiento mental hasta nuevas experiencias y pensamientos complejos.   Responder en un examen y hablar en público son buenos ejemplos.  

Gamma (de   38 a  42Hz):  Son las ondas de más alta frecuencia. Procesamiento de información simultáneo de diferentes áreas del cerebro se dan en este estado. A pesar de ser alta frecuencia, la mente debe estar quieta para tener acceso a estas ondas. Todavía hay mucho que aprender sobre ellas, ya que por mucho tiempo fueron consideradas como ruido; pero investigaciones serias recientes apuntan a una relación directa con altruismo, amor universal y virtudes. 

 

En resumen, hay tres aplicaciones practicas que pueden derivarse de lo aprendido:

 

TODAS las ondas cerebrales están presentes TODO el tiempo.  No importa si dormimos o estamos en una entrevista de trabajo ( muy sugerible no hacer ambas actividades al mismo tiempo) nuestro cerebro siempre tiene presentes todos los tipos de ondas, en diferente duración e intensidad. No se busca anularlas, sino mas bien armonizarlas, distribuirlas eficientemente y alinearlas eficazmente. Hacer tiempo para dormir y para resolver problemas. Para aprender y para relajarnos.

La percepción del mundo a nuestro alrededor es CLAVE.   Vivimos en un mundo que nos dispara inmisericordemente cada día, lo difícil que puede ser el solo hecho de vivir o sobrevivir. Desde pandemia del Covid19 hasta desastres naturales, desde crisis económica personal hasta calentamiento global. Nuestra evaluación objetiva de la realidad (muy difícil de hacer a veces) nos puede inclusive brindar un escenario muy fértil de que debemos empezar a construir soluciones para salir de los problemas (retos mejor dicho) que enfrentamos.

Empecemos a desarrollar el músculo de nuestras ondas ALPHA.   Las ondas Alpha son el músculo que debemos desarrollar para levantar las pesas   del gimnasio de los problemas a nuestro alrededor. La práctica de la completa atención al momento presente ( mindfulness), relajación  y concentración han probado científicamente desarrollar más la creatividad y la imaginación.

 

La ciencia no tiene porque ser aburrida, monótona o distante. De hecho, cuando la usamos como base para ponerla en práctica mediante ejercicios en nuestra vida personal y profesional, se vuelve interesante, atractiva y cercana. La ciencia debe ser un lenguaje que no tenga barreras de edad, clase social, sexo ni formación académica. Hoy es un buen día para convertir la ciencia de las amplitud y frecuencia de las ondas cerebrales en acciones concretas para mejorar nuestra calidad de vida y las de los demás a nuestro alrededor. Hoy es un buen día para aprender a escuchar el sonido del silencio. 

 

Comments

Popular posts from this blog

EL DECÁLOGO DE MAVILA

  “Un viaje de mil millas debe comenzar con un simple paso” Proverbio Chino. En mis clases de Gestión de la Calidad en los distintos Programas de Maestría en la Universidad Católica de Honduras, hay un tema que me apasiona particularmente porque tiene que ver directamente con mi país, con la Región Centroamericana y con Latinoamérica entera. Es un tema teórico pero con una aplicación práctica real. Es un tema fácil de entender, pero difícil de aplicar. Es un tema en que todos coincidimos, pero pocos aplicamos. Ese tema es el Decálogo del Desarrollo de Octavio Mavila. Octavio Mavila, distribuidor de motocicletas japonesas en Perú durante décadas, viajó varias veces al Japón por negocios. Su inquietud por saber cuál era la diferencia principal entre los obreros japoneses y peruanos lo llevó a estudiar con detenimiento cada viaje y descubrir que la clave era la forma como los niños japoneses aprendían progresivamente los valores de la vida. Tal observación lo impul

FERNANDO HERRERA: EL PROFESOR DE 33 AÑOS DE EDAD CON 137,000 ALUMNOS.

    Por Jorge Manuel Zelaya Fajardo www.jorgemanuelzelaya.com Junio 11, 2019                                        La primera vez que platiqu é en persona con Fernando Herrera me pareció un hombre sencillo, un tanto introvertido y con sinceros deseos de compartir sus conocimientos y experiencias. Me senté con él en un modesto café en un concurrido centro comercial de Tegucigalpa, Honduras en una tarde de miércoles.   Cuando terminé la reunión con él, yo seguía pensando lo mismo que al inicio; pero ahora yo tenía ciertos adjetivos que agregar para describir a Fernando. Adjetivos para describir los impresionantes números logrados por este joven nacido en Guápiles, provincia de Limón, en el caribe de la hermana república de Costa Rica hace 33 años.   Nunca me imaginé que estaba hablando con el instructor con más alumnos registrados (137,922 alumnos en 22 cursos) en idioma español (España y América Latina juntas ) en UDEMY ( plataforma en línea de aprendizaje cuyo p

EL LIDERAZGO DE SAN FRANCISCO DE ASÍS

    Por Jorge Manuel Zelaya Fajardo www.jorgemanuelzelaya.com Octubre 7, 2020         “Empieza por hacer lo que sea necesario; luego haz lo que sea posible y de repente estarás haciendo lo imposible.” --   San Francisco de Asís      Escribir estas líneas es enfrentar un majestuoso reto.   Estas líneas no son una biografía ni un escrito religioso. Son un análisis contemporáneo, desde el punto de vista humano, de un liderazgo transformativo como pocos:   El liderazgo de San Francisco de Asís.   San Francesco d’ Assisi nació en 1182 bajo el nombre de Giovanni di Pietro Bernardone   para llegar a convertirse en una de las figuras más prominentes de la espiritualidad cristiana de todos los tiempos. Las enseñanzas de su vida se mantienen con fresca relevancia y vitalidad    más de 700 años después de su muerte. Tal vez, hoy día, más que nunca. La vida de San Francisco de Asis es sencillamente una historia extraordinaria de inicio a fin. Está repleta de contrastes, luc